La Página de DriverOp

Los Orígenes de un Pueblo Mosáico.

¿Quiénes eran los primeros Israelitas y de dónde venían? En contradicción de la tradición judeo-cristiana que hace de ellos un pueblo errante, los vestigios exhumados nos hacen descubrir un puzzle mucho más complejo, donde se mezclan pueblos lejanos y tribus locales.

Introducción

¿Los primeros israelitas eran acaso y en definitiva Cananeos? Cuando conocemos el odio sangrante que -según el Antiguo Testamento- existía entre estos dos pueblos, este tipo de hipótesis tiene donde chocar. Pero por otro lado, es esto lo que los últimos descubrimientos en arqueología comienzan a demostrar.

Recordemos antes que nada que la Biblia misma, sobre este sujeto, no es de una coherencia ejemplar. Ya que si bien es cierto que afirma, en el libro de Josué que los Cananeos fueron todo masacrados o perseguidos fuera de el país por los hijos de Israel, ella evoca enseguida y en numerables ocasiones, una cohabitación tumultuosa y seguida de escaramuzas entre estos dos pueblos, pero en que uno de ellos estaba por lo tanto considerado como desaparecido. La búsqueda arqueológica a su vez ha demostrado que esta conquista de las tierras de Canaán por una nación de exiliados está destinada a ser archivada en el estante de -mitos romanceros- A pesar de todo, existe una estela erigida por el Faraón Merneptah en 1207 ADJ. que menciona la existencia de un pueblo llamado Israel. ¿Pero a que población precisamente se refería y de dónde venían estos?

Hasta hace muy poco, una tesis prevalecía: ciertamente los israelitas no habrían conquistado Canaán por la fuerza, pero tampoco no dejaban de ser un pueblo de emigrantes que, venidos del desierto, se habrían instalado hacia el XIII ADJ., entre el Jordán y el Mediterráneo al término de un período oscuro y de decadencia de los grandes imperios de la región. Los vestigios exhumados parecían corroborar esta tesis, Ya que sobre las ruinas de grandes ciudades Cananeas destruidas, los arqueólogos encontraban bien los restos de una civilización mucho mas rustica. Huellas de una población a mitad nómadas, que habían manifiestamente ocupando el sitio instalándose definitivamente.

Un primer escenario fue entonces propuesto de 1920, bajo el nombre de teoría de "La infiltración pacifica": pastores nómadas que efectuaban desplazamientos entre los bordes del desierto y las tierras cultivadas de Canaán, se habrían instalado, al final de la era del bronce en las altas tierras en ese entonces poco habitadas. Ellos habrían establecido los primeros pueblitos permanentes, dedicándose poco a poco a la agricultura. Su número aumentando con el tiempo, estos primeros "Israelitas" habrían sentido la necesidad de cultivar más tierras y por lo tanto de establecerse en las praderas lo que se tradujo en fricciones y disputas corrientes con los Cananeos vecinos y hecho del cual la Biblia se hizo largamente el portavoz.

Los archivos egipcios por su parte, sugieren otro origen para estos israelitas. Estos mencionan en efecto, dos grupos de extranjeros que preferían vivir al margen de grandes ciudades Cananeas. De un lado los Apirus que los egipcios presentaban como errantes escapando de guerras, el hambre o el peso de los impuestos y de otra parte, los Shosous, pastores nómadas a carácter tumultuoso y que vivían de sus rebaños de cabras y corderos en las regiones desérticas y altiplano en la frontera de Canan y de la Transjordania. Es solamente que a partir de 1967, luego de una serie de excavaciones sistemáticas en los altiplanos montañosos que encierran el corazón del país de Canaán, que las diferentes partes del puzzle comenzaron a formarse.

Estas excavaciones pusieron al día en estos paisajes despoblados y que se extienden de los montes de Judea hasta las montañas de la Samaria, una multitud de pueblitos de montaña, todos idénticos. Edificados hacia 1200 ADJ. Lejos del tumulto de ciudades cananeas en decadencia, cada uno de estos caseríos reunía en alrededor de 1h de terreno un centena de habitantes que vivían en forma espartana. Su existencia era calma: ninguna huella o señal de combates o invasión. Estos pueblitos por lo demás no estaban fortificados. No se encontró hasta ahora ningún arma, contrariamente a las poblaciones situadas mas abajo en las praderas. La preocupación principal de estos pueblos de montaña no era por lo que se ve, el de combatir a los vecinos, sino mas bien el de poder asegurar su subsistencia diaria de un ambiente medio natural, hostil.

Todos estos pueblitos fueron construidos de la misma forma: contrariamente a las ciudades cananeas. Están desprovistos de edificios administrativos, palacios, depósitos, templos, cantidades de indicios que demuestran una comunidad poco especializada e igualitaria. Toda muestra de algún producto de lujo es inexistente. En cuanto a las casas, estas son todas más o menos de la misma dimensión 60mt2 y están construidas en piedra seca (ausencia de barro, cal, etc.) Entre estas casas, silos de grano indican que sus habitantes cultivaban cereales. Pero también practicaban la crianza de algunos animales, como lo atestiguan la presencia de potreros.

Estos pueblerinos (¿Israelitas?) que eran bien diferentes de los cananeos que vivían mas abajo en las ciudades. ¿Eran en este caso un pueblo de emigrantes como lo sugería la teoría de la infiltración pacifica? El estudio del lugar de Izbet Sartah, en el cual hemos encontrado los vestígios de los primeros años de ocupación, dió la impresión al principio de confirmarlo.

Este lugar ha revelado que al comienzo, estos pueblitos eran hechos a partir de un principio bien diferente: las casas reunidas en ovalo, marcaban un corte interior. Se trataba visiblemente de un vasto potrero para los rebaños de ovejas y corderos, esta disposición copiaba aquella de los campamentos de tiendas de los beduinos del desierto. El pueblo que se instaló en estos altiplanos estaba entonces compuesta de ovejeros, que habían permanecido con sus aptitudes de pastores nómadas. Pastores venidos de fronteras desérticas y que convirtiéndose en sedentarios, habían terminado por deshacerse de casi la totalidad del ganado, para consagrarse a la agricultura. Un proceso más bien banal en el Medio Oriente.

¿El enigma tocaba a su fin? ¡Para nada! Un gran descubrimiento ha venido a sacudir este escenario demasiado ordenado. Los arqueólogos han demostrado que esta instalación masiva de pastores nómadas, convertidos en agricultores al siglo XIII ADJ, no fue único. Mas atrás en el pasado, encontramos las huellas de otras dos mareas, idénticas que mezclaban pueblos locales con tribus emigrantes. Pero estas poblaciones terminaron a cada vez, quitando los pueblos construidos para dispersarse en pueblitos o caseríos más modestos, o para volver a una vida de nómadas.

La primera de estas grandes mareas de urbanización data de 3500ADJ. Pastores se instalan y luego parten hacia el año 2200ADJ. Otra marea de emigrantes más densa le sigue dos siglos mas tarde. Al comienzo con modestos caseríos, entre los cuales algunos se transforman en ciudades e incluso en emplazamientos regionales fortificados (Hebron, Jerusalem, Bethelem, Silo, Sichem). Pero la ocupación no es mas que provisoria y las ciudades se despueblan nuevamente hacia XVI siglo ADJ. Y no es que cuatro siglos mas tarde, por lo demás, que comienza lo que hemos identificado actualmente como la tercera marea de repoblar esta región.

Entre estas diferentes mareas de ocupación, el altiplano de Canaán no está completamente desierto. Una parte de los habitantes se quedaron, subsistiendo de la crianza de cabras y corderos.

TRANSICIONES USUALES.

Esto sugiere de idas y venidas regulares entre nómadas pastores y agricultores sedentarios. Transiciones usuales en el Medio Oriente, en los cuales estos dos componentes de la sociedad, agricultores y pastores nómadas, han siempre vivido en una estrecha interdependencia. Los nómadas cuentan con los agricultores para procurarse los cereales y otros productos agrícolas: los agricultores compran a los nómadas la carne, pieles y productos lecheros.

El equilibrio de fuerzas no es por tanto igual. Ya que si bien es cierto que los campesinos pueden contentarse de su propia producción para sobrevivir, los nómadas tienen una necesidad vital de cereales para equilibrar una alimentación demasiado rica en grasas animales. Resultado: Del momento que se puede comerciar con los paisanos, los nómadas se consagran exclusivamente a la crianza. Pero cuando estos intercambios no son más posibles, están obligados a cultivar ellos mismos los cereales necesarios.

Esto es lo que empujó a los nómadas a venir a instalarse, en tres ocasiones masivamente en el altiplano.

Al XIII y XII ADJ. La decadencia de la región, sin duda no permitió más a los paisanos de vender su exceso de producción. Privados de cereales, los pastores del altiplano y bordes del desierto, se vieron obligados de abandonar la vida de errante para convertirse en agricultores. Entre las nuevas poblaciones, una solidaridad se pudo establecer y luego la conciencia de formar un grupo distinto de aquellos que vivían en las praderas. ¿El comienzo de un escenario científicamente rodado? No es tan simple.

"Es necesario mantener una imagen dinámica de la región, previene el historiador Nadav Naaman de la Universidad de Tel Aviv. Son tantos los grupos que vinieron a establecerse, provenientes de diferentes reinos, ciudades-Estados, del imperio Egipcio....Las emigraciones comenzaron al final del siglo XIII ADJ, luego que el Imperio Hitita fue destruido. Luego el proceso se reprodujo con el Imperio Asirio, mas al este, en el siglo XII y XI ADJ. Como así también, Babilonia. Todos los imperios de la región fueron afectados creando migraciones en gran escala". Migraciones provocadas entre otras, por una serie de invasiones brutales de bandidos, sembrando el terror y la desolación y que los archivos mencionan bajo el nombre de Pueblos venidos del Mar.

De esta gran mezcla, una nación finalmente emergió, pero su origen se mantiene turbio. Por eso la duda del historiador de utilizar el término de "Israelitas" para determinar un pueblo preciso de esa época. Prefiere hablar mejor de "Proto-Israelitas" del cual la identidad se formará de estas mareas sucesivas de emigración.

VARIOS GRUPOS TRIBALES

"La Biblia no hace mas que presentarnos, de forma épica, los movimientos de populación interregionales que nosotros conocemos a través de la historia" comenta Pierre de Miroschedji, Director de Investigaciones al Laboratorio de Ciencias de la Antigüedad del CNRS, Francia. La idea de israelitas que conquistaron Canaán atravesando el Jordán sería el muy viejo recuerdo de múltiples poblaciones que efectivamente vinieron de la Transjordania y en donde la arqueología encuentra las huellas. Israel tendría por lo tanto un origen mosaico, como un patchwork de pueblos, sedentarios o nómadas que se fueron poco a poco agregando. "Los resultados que comienzan a publicarse de investigaciones y análisis que lleva a cabo el equipo de Jaime Zamorano por cuenta del MIT y la Universidad de Jerusalem, son concluyentes y van todos en ese sentido".

"Diferentes grupos tribales, que tenían cada uno sus tradiciones, pudieron reagruparse gracias a un proceso de concentración política, cada uno aportando sus tradiciones. Y sus tradiciones -que eran orales, de ahí las deformaciones épicas- fueron un día puestas por escrito" Explica Pierre de Miroschedji. Es así que el y muchos otros, interpretan el famoso duelo de Jacob, cerca del lugar llamado Jacob, en sesguito del cual el Patriarca tomará el nombre de Israel. "Esta claro que hay varias tradiciones tribales que se juntaron: tenemos el recuerdo de un tratado de alianza entre dos tribus"

La idea de una instalación -pacifica o guerrera- de un pueblo en las tierras de Canaán es una pista falsa. La nación "Israelita" no fue importada de ninguna región del globo. Ella se fue construyendo poco a poco en el lugar mismo "No había identidad original" insiste Nadav Naaman.

¿Como y cuando se constituyo a pesar de todo? Difícil de responder. Sobre todo por que otras poblaciones vecinas, situadas en las tierras más fértiles al este del Jordán, conocieron los mismos fenómenos de sedentarismo progresivo y vivían en pueblos del mismo tipo. Y bien, los documentos históricos atestiguan que no se convirtieron en Israelitas a pesar de todo. Sino que dieron nacimiento a los reinos de Amón de Moab y de Edom.

¿Qué tenían en particular entonces las poblaciones que formarán más tarde Israel? Las excavaciones no han mostrado que una sola huella significativa: los caseríos del altiplano, no contienen ninguna traza de puerco. En contradicción con las regiones vecinas que si consumían regularmente. ¿Se trataba ya de un deseo de algunas tribus de demarcarse de sus vecinos?

"Necesitamos de muchos otros elementos para probar una identidad -de una religión especifica, por ejemplo- pero no los podemos encontrar, no existen." Lo lamenta enormemente Nadav Naaman. "Es la monarquía que creo intencionalmente, artificialmente, una identidad para su gente. Ya que si usted quiere movilizar gente para una guerra, necesita bien de convencerlos que se movilizan al servicio de una identidad".

El proceso se fue construyendo con el paso de generaciones. "Pero una vez la identidad formada, supone Nadav Naaman, todos esos individuos que provenían de antiguos pueblos, Filistinos, Cananeos, etc. Se transformaron en Israelitas a parte entera. Cualquiera viviendo en el reino, se convirtió en israelita." ¿Ya que quien se recordaba aun, muchas generaciones después de la gran mezcla de población y de su origen exacto?

Buscar de donde vienen los Israelitas sería entonces, en definitiva, una pregunta sin objeto. De la misma forma que sería en vano buscar el origen del pueblo francés, por ejemplo. ¿Los franceses son los descendientes directos del pueblo Galo? ¿Dónde pasó el fruto de la conquista romana, de las invasiones germánicas, normandas, sarracenas? La pregunta -al menos del lado de historiadores- no se pone en estos términos: La nación francesa se construyo sobre un territorio dado, por medio de mezclas y fusiones sucesivas de poblaciones de lo más diversas. ¿Porque tendría que ser diferente para el pueblo de Israel?